¡Los mejores consejos de un local!

De ruta por Waterland: Edam, Volendam, Monnickendam, Marken y Broek in Waterland

Añadido en en Turismo
Ruta Waterland Holanda
Índice

Ámsterdam es un destino fabuloso, pero un viaje a Holanda no sería completo sin haber visitado los alrededores de la capital. Y es que a cuatro pasos de Ámsterdam quedan lugares tan pintorescos como el Zaanse Schans o la región de Waterland. Esta última es sobre la que os quiero hablar hoy. ¡Guárdate este post para cuando visites la zona!

Escapada a la región de Waterland en Holanda

Waterland es una comarca al norte de Ámsterdam conocida por sus aldeas con casitas de madera que te teletransportan a otras épocas. Menos las ya de por sí conocidas y turísticas localidades de Volendam y Marken, el resto de los pueblos de Waterland son auténticos remansos de paz donde descubrir la Holanda más auténtica.

A tan sólo media hora de la capital del país uno se encuentra con estos encantadores pueblos de cuento, con sus casas de madera, antiguos puertos, canales, esclusas y puentes levadizos, rodeados por un paisaje meramente llano de campos de pasto y el agua del lago Markermeer, el antiguo Mar del Sur (Zuiderzee).

En este post os enseño una ruta con la que descubrir las principales joyas de la región de Waterland. Se trata de cinco pueblos con mucho encanto a las afueras de Ámsterdam y que puedes visitar en un solo día o bien haciendo un road trip. ¡Allá vamos!

Puerto de Volendam Holanda
Puerto de Volendam

Ruta por Waterland

Edam

Comenzamos la ruta por Waterland en la localidad quesera de Edam. Aquí es donde se produce el famoso queso Edammer y donde cada miércoles de julio y agosto se celebran los famosos mercados de queso.

Pero este no es el único aliciente de Edam, ya que gracias a su importancia como ciudad portuaria en el pasado son muchos los edificios históricos de ricos mercaderes que ahora se pueden admirar en su casco antiguo.

Si vienes en coche, aparca el vehículo en el parking de la calle Baanstraat (gratuito las primeras 4 horas) y disfruta de un paseo por los canales y el centro histórico de Edam. No te pierdas tampoco el molino de Edam, llamado Zuidpoldermolen, y el astillero más antiguo de Holanda que todavía está en funcionamiento, el Scheepswerf Groot.

Por supuesto, antes de marchar de Edam no puedes dejar de comprarte un queso de bola de recuerdo.

Volendam

Una vez nos hemos paseado por los canales y el casco antiguo de Edam, es hora de visitar la vecina Volendam. Este es quizás uno de los destinos más conocidos y turísticos de los Países Bajos, pero aún así merece mucho la pena visitar.

Volendam Holanda
Volendam

En Volendam aparcamos el coche en el parking cubierto (y de pago; unos 2€ pagamos nosotros) Parkeergarage Centrum Volendam, que queda al lado del centro. Andando por la Julianaweg y Zeestraat nos adentramos al centro de Volendam. Antes de llegar al puerto, nos pasearemos por calles tan pintorescas como Rokersgracht, donde se puede ver una antigua iglesia de madera y base cuadricular, la Stolpkerk.

Andando por la calle de Kathammerstraat llegamos a una de las calles más bonitas y fotogénicas de Volendam, Zuideinde, que se sitúa encima de un dique. A banda y banda del dique nos quedan casitas de lo más bonitas y curiosas, cada una más bella que la otra.

De Zuideinde pasamos al puerto histórico de Volendam, que viene a ser la zona más turística del pueblo y el lugar desde donde zarpan los cruceros que te llevan a la antigua isla de Marken. Aquí podrás hacer un tentempié y probar entre otros manjares típicos el arenque crudo (haring), las anguilas ahumadas (gerookte paling) o el pescado frito (kibbeling).

Para finalizar el paseo, no dejes de ver las sinuosas y estrechas calles del Doolhof, repletas de antiguas casas de madera, donde experimentarás cómo era la vida en el antiguo pueblo pesquero de Volendam. Regresa de nuevo al parking paseándote primero por las orillas del canal de Schippersgracht.

Tienda de fotografía con trajes regionales en Volendam Holanda
Tienda de fotografía con trajes regionales de Volendam
¡Mi consejo!

Una actividad típica en Volendam es la de fotografiarse con los trajes típicos de la región y son muchas las tiendas de fotografía que ofrecen este servicio. ¡No dejes de pasar la oportunidad de inmortalizar vuestra visita a Volendam de esta forma tan original! Compra aquí tus entradas para una sesión fotográfica.

Monnickendam

A continuación viajamos al pueblo de Monnickendam y aparcamos el coche en el parking gratuito de la calle Pierebaan. Desde ahí cuesta solo un par de minutos adentrarse en el casco antiguo de Monnickendam, en el que encontraremos un sinfín de edificios históricos, canales, puentes y esclusas.

Monnickendam Holanda
Monnickendam

Camina por calles tan pintorescas como Bloemendaal, donde puedes admirar los jardines traseros de varias casas, Weezenland, donde se sitúa un antiguo orfanato, o el canal a lo largo de la Fluwelen Burgwal y Het Zand.

Este canal lleva directamente hacia la presa (Damsluis) y el puerto de Monnickendam (Haven). En este punto destacan especialmente los edificios de la antigua casa del pesaje (De Waegh) y la torre de Monnickendam (Speeltoren). Camina por el puerto y admira los barcos y las vistas hacia Monnickendam desde el puente de Langebrug.

Puerto de Monnickendam Holanda
Puerto de Monnickendam

Adéntrate de nuevo al pueblo y camina por la pintoresca calle de Noordeinde donde todavía hoy se puede ver el sistema tan ingenioso de los holandeses para evitar inundaciones: las casas se iban elevando a medida que el nivel del agua subía y entre la calle y la acera de la casa se dejaba un renglón por el que el agua podía circular en caso de que hubiera una subida del agua. Las casas que no hacían tales mejoras, como las del número 120, corrían mayor riesgo de quedar bajo el agua en caso de inundación.

Otro detalle que quizás te llame la atención es el de los bancos de madera que se sitúan en muchas de las fachadas de Monnickendam. A estos bancos se les llama konkelbank y se usaban para que la gente se sentara a hablar y controlar el vecindario. Además, uno podía mostrar su riqueza según lo muy decorada que estuviera la pata del banco.

Muchas de las antiguas casas están además decoradas con preciosos dibujos que nos informan del oficio y/o nombre del propietario de la casa.

Casa con sistema de desagüe en Monnickendam Holanda
Casa con sistema de desagüe

El paseo continúa por el canal de la Nieuwe Zijds Burgwal, donde es posible ver una placa que indica hasta dónde llegó el agua durante la inundación de 1916.

Por la Molenstraat regresamos a la calle de Noordeinde y seguimos por la Kerkstraat y De Zarken, donde veremos algunos de los edificios más imponentes de la ciudad.

Al final de la calle nos encontramos con la iglesia principal, la Grote Kerk, y su singular casa anexa a la fachada de la iglesia.

De aquí regresamos al parking para ir a la penúltima parada de la ruta, y probablemente, el lugar más espectacular hasta ahora: la antigua isla de Marken.

¿Sabías qué?

Antiguamente todas las casas de la región de Waterland eran de madera y normalmente estaban pintadas de color azul, gris o negro. A raíz de los múltiples incendios que se producían, muchas de estas casas, como en Monnickendam y Edam, pasaron a ser construidas con ladrillos. Es por eso que hoy en día no todas las casas de Waterland son las típicas de madera. Los mejores ejemplares de casas de madera los encuentras hoy en día en la isla de Marken y el pueblo de Broek in Waterland.

Marken

La península de Marken fue en la antigüedad una isla de pescadores en medio del Mar del Sur o Zuiderzee. A ella se llega hoy en día desde Monnickendam por medio de un largo dique, que nos regala hermosas vistas a banda y banda del antiguo Mar del Sur.

Un paseo por esta isla es como teletransportarte al pasado y en muchas ocasiones te estarás preguntando si estás en un museo al aire libre o esto es de verdad. Y es que la antigua isla de Marken ha sabido conservar en gran parte su esencia como aldea de pescadores a pesar del gran número de turistas que la visitan.

De Kets Marken Holanda
Barrio De Kets en Marken

Para la visita a Marken dejaremos el coche en el aparcamiento de pago principal de la isla, al final de la Kruisbaakweg (nosotros pagamos 3€). Cruzando el hermoso puente de Beatriz (Beatrix Brug), nos adentramos directamente en una de las antiguas barriadas de Marken, De Kets. Aquí podemos admirar antiguas casas de madera en las que sorprendentemente todavía vive gente o visitar una fábrica de zuecos histórica, la Klompenmakerij Marken.

Caminando por la calle de Buurt II, llegaremos al Havenbuurt o barrio del puerto. La mayoría de casas de esta zona se sitúan elevadas en un dique y reforzadas con postes, de manera que quedan más protegidas de las inundaciones. Aún así, los habitantes de la isla de Marken han sido más de una vez testimonio de fuertes tormentas e inundaciones, cosa que queda plasmada en muchos de los carteles informativos que te vas encontrando por el recorrido.

En el puerto de Marken podrás sentarte en una de sus terrazas y disfrutar de las vistas hacia el puerto de Monnickendam y el antiguo Mar del Sur. A lo lejos es posible incluso divisar Volendam.

Puerto de Marken Holanda
Puerto de Marken

Del Havenbuurt pasamos al Kerkbuurt, otro punto histórico en la isla y el lugar donde se asentaron los primeros monjes que la habitaron. Aquí se alza la iglesia principal, Grote Kerk, rodeada de hermosas casitas de madera y recovecos.

¡Mi consejo!

Quien quiera saber más sobre la isla y sus habitantes siempre puede visitar el Museo de Marken, que se encuentra en el Kerkbuurt.

A las afueras del Kerkbuurt se sitúa un monumento a los hombres caídos en guerra de Marken y también se rinde homenaje a un avión de los aliados que cayó a pocos kilómetros de Marken en el mar.

Otro punto interesante de la isla es el faro histórico "Het Paard van Marken", aunque este queda un poco lejos como para ir en pie.

Kerkbuurt Marken Holanda
Barrio de Kerkbuurt en Marken

Una vez de vuelta al coche, cogemos la carretera que nos lleva hasta Broek in Waterland, pasando por Zuiderwoude.

Broek in Waterland

El punto final de la ruta por la región de Waterland es la tranquila y bella localidad de Broek in Waterland. Aquí descubrirás lo apacibles que pueden ser los pueblos holandeses y podrás admirar algunas de las casas de madera más bonitas del país.

De hecho, Broek in Waterland es un lugar con una historia sorprendente. En sus humildes inicios, Broek in Waterland fue meramente un pueblo de campesinos. Estos vivían en grandes granjas donde compartían techo con el ganado, las llamadas woonstalhuizen.

No fue hasta el siglo XVIII, que muchos agricultores se convirtieron en comerciantes gracias al puerto de Broek in Waterland, que tenía capacidad para dejar atracar grandes embarcaciones marítimas además de acceso directo al Mar del Sur.

Los habitantes de Broek in Waterland prosperaron de tal manera que sus casas, donde antes guardaban el ganado, pasaron a ser de lo más lujosas, algo que todavía hoy se puede admirar por las calles de alrededor de la iglesia de Broek in Waterland.

Broek in Waterland fue durante un tiempo un concurrente directo de Ámsterdam. Pero una vez Ámsterdam se estableció definitivamente como centro comercial, Broek in Waterland pasó a ser un popular lugar de vacaciones para los ricos de Ámsterdam, especialmente en verano, cuando el hedor en la gran ciudad era insoportable.

¿Sabías qué?

Broek in Waterland se conoció por mucho tiempo como el pueblo más rico y limpio de Holanda. Se dice que las mujeres de Broek in Waterland vivían obsesionadas con la limpieza del hogar y que su nivel de pulcritud era tal, que uno podía incluso comer del suelo sin tener miedo a enfermarse.

Para la visita al pueblo de Broek in Waterland aparcaremos el coche en la zona de aparcamiento de Moerland y nos dirigiremos hacia el antiguo puerto, el Havenrak. Daremos un paseo por la calle principal del pueblo, Dorpstraat, giraremos por Laan, donde descubriremos una casa de madera azul preciosa, para continuar el paso por el muelle Havenrak, la iglesia del pueblo y las hermosas calles de Leeteinde, Roomeinde y De Erven, que están repletas de casas históricas de madera, la mayoría de ellas pintadas de gris.

Y así es como termina esta ruta por los principales pueblos de Waterland. En el caso que hayas visitado alguno de estos lugares o que hayas seguido mi ruta, ¡espero que me dejes un comentario explicando cómo fue la experiencia!

Información práctica

¿Cómo llegar a Waterland?

El punto de partida de esta ruta es el pueblo de Edam, al que puedes llegar tanto en coche como en transporte público desde Ámsterdam. Esta ruta la he elaborado basándome en el coche como medio de transporte, pero también se puede hacer en transporte público e ¡incluso en bicicleta!

Si vas a viajar en transporte público, recomiendo que consultes este mapa con las diferentes rutas de autobús de la zona para así estipular tu ruta de antemano. Asimismo, te recomiendo que hagas uso del billete Waterland Ticket, un pase diario que te posibilita hacer tantos viajes como tu desees por la la región de Waterland durante un día por sólo 10€ por persona.

Otra opción interesante es la de ir primero en transporte público a Edam y Volendam (con el autobús 316), y una vez en Volendam, alquilar una bicicleta eléctrica o motocicleta en la tienda de Rent & Event (Haven 45) con la que hacer el resto de la ruta por la región de Waterland.

Excursión a Volendam y Marken

Si lo prefieres, siempre puedes contratar una excursión en autobús con guía a Edam, Volendam y Marken desde Ámsterdam.

¿Dónde comer en Waterland?

Aunque hay muchos sitios donde uno puede pararse a comer durante la ruta, yo te recomendaría probar los puestos de pescado ahumado de Volendam como el Vishandel Lekkers (Haven 90), tomarse una cerveza en las terrazas del muelle de Marken y sobretodo llevarse un trozo de queso de Edam de recuerdo.

Mapa de la ruta por Waterland

Otra información de interés

No se han encontrado comentarios. Sé el primero en dejar un comentario.

Deja aquí tu comentario


Índice