¡Los mejores consejos de un local!

Naturaleza en Holanda

Naturaleza en Holanda
Índice

Tanto los campos de tulipanes como los canales, los diques y los pólderes son muy típicos de Holanda. Pero más allá de esta imagen tan conocida de Holanda, los Países Bajos se caracterizan por ser un lugar muy verde y mayoritariamente llano, salpicado de agua, campos de pasto y de cultivo, bosques frondosos y parques naturales de todo tipo. Un país que invita a hacer senderismo y rutas en bicicleta, a zambullirse en sus aguas, a la práctica de deportes náuticos o a acampar en la naturaleza.

Fauna y flora de Holanda

El paisaje holandés viene definido por su clima y localización al norte de Europa. Aunque la naturaleza en los Países Bajos ha sido en gran parte moldeada por el hombre, guarda todavía maravillosos parajes naturales dónde perderse y disfrutar de la naturaleza en su estado más puro. Desde las Islas Frisias hasta las colinas de Limburgo.

Especies de animales autóctonas incluyen las focas de las Islas Frisias, las vacas holandesas y las vacas montañesas o hooglanders. Otros animales muy comunes son las ovejas, los ciervos, conejos y aves como la cigüeña, patos y ocas.

Destaca también la gran diversidad en plantas y flores, como los campos de tulipanes y los brezales holandeses.

Parques naturales en Holanda

En Holanda hay un total de 17 parques nacionales oficiales, además de un sinfín de bosques y zonas naturales de gran diversidad paisajística y biológica. Desde los humedales del Biesbosch hasta las dunas de Texel. La mayoría de estos parques tienen entrada gratuita y ofrecen servicios de restaurante y alquiler de bicis y barcas entre otros.

  • De Hoge Veluwe: el parque nacional más grande de Holanda se sitúa en la provincia de Güeldres e incluye entre otras cosas la famosa zona natural del Veluwe, el terreno natural de tierras bajas más grande del noroeste de Europa, y el Museo Kröller-Müller, dónde se guardan obras de Van Gogh y un jardín lleno de esculturas.
  • Veluwezoom: otro parque nacional de belleza sin igual en la región de Güeldres es el Veluwezoom, que se caracteriza por sus montañas y vegetación diversa.
  • De Biesbosch: considerado uno de los parques nacionales más bonitos de Holanda, el Biesbosch se compone por humedales que pueden recorrerse en barco desde lo que puedes explorar la gran diversidad de aves que aquí habitan.

Descubre aquí más parques naturales en Holanda.

Campos de bulbos en Holanda

En los campos del norte y sur de Ámsterdam se extienden grandes explanadas dónde desde hace años se cultivan bulbos como el tulipán, el narciso, el lirio, el jacinto, la dalia y la azuzena, creando en primavera un espectáculo sin igual de colores al estar los campos en flor.

  • Keukenhof: este parque arbolado especializado en bulbos abre solo en los meses de marzo a mayo, cuando los coloridos tulipanes, narcisos y jacintos están en flor.
  • Bollenstreek: entre Leiden y Haarlem, y a escasos kilómetros de la costa holandesa, se sitúan los campos de bulbos del Bollenstreek, una zona conocida sobretodo por tener el Keukenhof y los campos de tulipanes de Lisse.
  • Kop van Noord-Holland: la zona de campos de bulbos más grande de Holanda se extiende por el norte de la provincia de Noord Holland, con las localidades de Anna Paulowna y Julianadorp como grandes centros turísticos durante la primavera.

Lee aquí más sobre los campos de tulipanes en Holanda.

¡Mi consejo!

Para los amantes de los bulbos es indispensable hacer una visita al museo del tulipán en Lisse (Museum de Zwarte Tulp), que explica la historia del cultivo de bulbos. También son bonitos de ver los desfiles de flores de Lisse (a finales de abril) y Westland (a principios de agosto) y el Festival del Tulipán de Flevoland y Ámsterdam (en abril y mayo).

Jardines en Holanda

Holanda dispone de un total de 26 jardines botánicos además de bellos parajes en ciudades, castillos y mansiones de campo abiertos al público. Los mismos holandeses cuidan sus jardines con mucho esmero, así que no es extraño encontrarse con preciosos jardines en casas de particulares. Un dato de interés: ¿sabías que el árbol más antiguo de Holanda seencuentra en el castillo Doorwerth?

  • Hortus Botanicus Amsterdam: el huerto medicinal de Ámsterdam de 1638 creció en parte gracias a las influencias del VOC y sus rutas en ultramar para llegar a ser uno de jardines botánicos más ricos del país.
  • Hortus Botanicus Leiden: detrás del edificio universitario más antiguo de Holanda encontramos este jardín botánico, el Clusiustuin, que existe desde 1594 y se ha ido extendiendo a lo largo de los años.
  • De Oude Hortus: al lado del museo de la Universidad de Utrecht se encuentra este precioso jardín histórico que antaño perteneció a la universidad y tuvo fines educativos.
  • Jardín Japonés Clingendael: una de las joyas del Landgoed Clingendael en La Haya es su jardín japonés, que sólo abre entre mayo y junio y un par de semanas en octubre.
  • Botanische Tuinen Wageningen: en Wageningen se encuentran dos jardines botánicos el uno muy cerca del otro, el Arboretum De Dreijen y el Arboretum Belmonte, ambos de gran belleza y diversidad en plantas.

Lagos en Holanda

Holanda es un país por el que pasan y desembocan muchos ríos, y si le sumamos el hecho de que el 26% del país se sitúa por debajo del nivel del mar, no es de extrañar pues que nos encontremos con muchos lagos y zonas fluviales. Aquí podrás disfrutar de la tranquilidad y la naturaleza en su estado más puro, viendo aves, castores u otros animales, o bien practicando deportes acuáticos y excursiones en barco.

  • Nationaal Park Weerribben-Wieden: al lado del pintoresto pueblo de Giethoorn encontramos este parque nacional lleno de lagos. De hecho es la zona de turba más grande de Norte Europa. 
  • Loosdrecht: este lago es el lugar perfecto para la práctica de deportes acuáticos. Los amantes de la naturaleza podrán disfrutar de caminatas por los diques que cruzan el lago y que ofrecen las mejores vistas. 
  • Vinkeveense Plassen: un lugar muy peculiar, sobretodo si lo miras desde el aire es el lago de Vinkeveen, donde los habitantes parecen haber construido sus casas dentro del lago. En estas aguas puedes practicar tanto el buzo como la vela.

Costa holandesa

La costa holandesa se compone por grandes dunas de arena que hacen a su vez la función de diques. Gracias a esto Holanda ha podido mantener una costa muy virgen, donde en pocas ocasiones encontrarás edificaciones a primera línea de mar. En el norte del país se extienden un seguido de islas, las Islas Frisias o Waddeneilanden, que llegan hasta Alemania. En los días de buen tiempo y sobretodo en verano no es de extrañar ver las playas abarrotadas de gente, que disfrutan del aire fresco y de un día en la playa. 

  • Texel: la isla más grande de las Islas Frisias es también el foco del turismo del Waddenzee. Aquí podrás ver leones marítimos o bien andar por el barro que deja el mar al bajar la corriente.
  • Noordwijk: este pueblo de la costa holandesa es uno de los más populares para ir a pasar el día y tomarse algo en uno de sus chiringuitos de playa.
  • Oostduinpark: este parque al lado de Scheveningen esta formado por dunas y lagos que quedan al regazo del mar. En la antigua torre de agua podrás hacer una parada y tomarte algo para reponer energía.
  • Domburg: la playa de Domburg ha sido desde antaño un lugar popular de vacaciones, estimado por artistas y aquellos que confiaban en los beneficios curativos del mar. La gran oferta de ocio y culinaria de Domburg hace que sea además uno de los mejores destinos vacacionales.
  • Vlissingen: el paseo marítimo más largo de Holanda lo encontramos en Vlissingen. La ciudad acumula asimismo más de 300 edificios monumentales. Para descubrir la riqueza del pasado marítimo de esta ciudad y su región es recomendable hacer una visita al museo MuZEEum.
  • Cadzand: la playa de más al sur de Holanda es la de Cadzand. Cadzand-Bad es, junto con Domburg, la única localidad costera holandesa que puede llevar la designación de baños curativos (heilzame zeebadplaats). Además de las actividades de terapia y bienestar, Cadzand también ofrece actividades deportivas, culturales y culinarias.
¡Mi consejo!

Un lugar ideal para unas vacaciones en la playa es Katwijk, situado a pocos kilómetros de Leiden. ¡Alquila una de sus casitas a pie de playa y despierta cada mañana con el sonido del mar! Y si vienes en primavera, estarás a dos pasos de los campos de tulipanes de Lisse y del gran jardín Keukenhof.

Otros parajes naturales en Holanda

  • Heuvelland: el paisaje del sur de Limburgo, con sus bellas colinas que te hacen pensar en la campiña francesa, no tienen nada que ver con las llanuras típicas del resto de los Países Bajos. Descubre la belleza de estos paisajes combinándolo con una excursión a Valkenburg.
  • Vaalserberg: montaña y parque natural en el único punto al sur de Holanda donde se juntan las fronteras de los Países Bajos, Alemania y Bélgica (el Drielandenpunt). Hay un mirador espectacular encima de una torre y varios restaurantes dónde tomar algo.
  • Groene Hart: situado en el medio del Randstad, el cinturón urbano formado por Utrecht, Ámsterdam, La Haya y Róterdam, el Groene Hart es el corazón verde de Holanda. Una zona ganada al mar con un paisaje lleno de pantanales, estanques, canales y lagos de turba, que se pueden recorrer a pie o en bicicleta.
  • Hollands Waterlinie: el trayecto de la antigua línea de defensa holandesa de 85 km de longitud con 45 fortalezas, 6 fortificaciones y 2 castillos, es el monumento nacional más grande de los Países Bajos. Existen diferentes rustas a pie, en bici o barco para descubrir la grandeza de este complejo de defensa y la naturaleza que lo rodea.
  • Berg en Dal: la combinación de montañas, viñedos y pólderes hacen de Berg en Dal un lugar único en Holanda, con Groesbeek como la capital del vino en Holanda.
  • Achterhoek: el Achterhoek se conoce sobretodo por sus granjas y campos de cultivo, pero es además una zona de bellos parajes naturales, castillos y el uso de houtwallen, líneas infinitas de robles y espinos con las que antiguamente los rebaños se mantenían alejados de los campos de cultivo y se evitaba que la arena pulverizase el cultivo.
  • Betuwe: gran zona de cultivo de árboles frutales que recibe muchos visitantes sobretodo en primavera, momento en que los árboles están en flor.
  • Campos de brezo: en muchas zonas de la costa y el interior del país crece el brezo o heide, un arbusto que cuando está en flor a finales de verano tiñe los campos de color púrpura.

Actividades en la naturaleza

Desde hacer un paseo en bicicleta por los campos de bulbos, navegar por ríos y canales o practicar el senderismo: Holanda es un país que brilla por su naturaleza y que ofrece miles de maneras para disfrutarla. A continuación te presento algunas de ellas.

Senderismo y ciclismo

Holanda goza de una gran oferta de rutas en zonas naturales para recorrer a pie o en bicicleta. El famoso Klompenpad, Pieterpad, las NS Routes y el Maarten Rossumpad son algunos ejemplos.

Para los niños están las rutas de los gnomos, las llamadas kabouterpad. Son rutas de 1 o 2 kilómetros en bosques y parques naturales destinadas a las familias con niños pequeños. Para poder hacer la ruta se ha de comprar un paquete en el puesto de información del guardabosques donde te viene una mochila, un gorro de gnomo, un libro con un mapa del tesoro y actividades para hacer durante el camino, además de algunos snacks. El paquete cuesta unos €5,- y en algunos casos es necesario reservar por adelantado.

Caminar descalzo

La práctica de caminar descalzo es algo muy común en Holanda, que se hace sobretodo en determinados circuitos hechos especialmente con este fin. Aquí so muchas las personas, tanto pequeños como mayores, que participan en los llamados blotevoetenpad (caminos sensoriales). Una experiencia única en la que se anda descalzo por todo tipo de superficies en medio de la naturaleza. ¡Ven preparado para ensuciarte en el barro y mojarte las piernas hasta las rodillas!

Caminar por las marismas

"Wadlopen" significa caminar por las marismas durante la marea baja y son otra forma que tienen los holandeses de disfrutar de la naturaleza, en este caso en la costa. Se trata de largas caminatas, mayoritariamente en las Islas Frisias, donde a veces los participantes pueden incluso cruzar de una isla a otra a pie.

El wadlopen no está exento de riesgos, sobretodo para los que sean principiantes, por lo que es recomendable hacerlo siempre de la mano de un guía.

Granjas educativas

Las kinderboerderij (granjas educativas) son el plan estrella de muchas familias en Holanda para pasar un buen día en el aire libre aprendiendo sobre los animales y la naturaleza. Son muchas las granjas en los Países Bajos que se dirigen al público infantil y que además de animales, también disponen de zona de recreación. De este modo, mientras los pequeños se lo pasan en grande haciendo castillos de arena, montando en un tractor o jugando en el parque, los adultos se relajan tomándose algo en el café anexo. La entrada a la granja suele ser gratis y sólo se paga por la consumición.

Observación de aves

Son muchas las zonas naturales en Holanda desde los que se pueden divisar aves, sobretodo aquellos en los que abunda el agua. Para ello disponen en muchas ocasiones de puestos de observación desde los que se pueden observar aves sin molestarlas. Algunos de los mejores lugares para ver aves son las marismas del Waddenzee y del Biesbosch.

Zonas recreativas

Son muchos los lagos en Holanda que se han convertido en zonas recreativas, los llamados recreatieplas o recreatiegebied. Suelen contar con una zona de playa y facilidades como las de un chiringuito y parque de juegos infantil, y todo eso rodeado de naturaleza. Estas zonas recreativas son muy concurridas, especialmente en los días de calor. La entrada suele ser gratuita pero aparcar el coche si que cuesta dinero.

Índice