¡Los mejores consejos de un local!

Invierno en Holanda

Índice

Invierno es la época más fría del año en Holanda, con algunas de las fiestas más esperadas, como Sinterklaas y Navidad. Un momento muy idóneo para visitar el país si lo que te gusta es el ambiente navideño, el frío y la nieve. A continuación te explico cómo es el invierno en Holanda y qué cosas puedes hacer si visitas Holanda en invierno.

Cuándo es invierno en Holanda

El invierno en Holanda va de diciembre a febrero, aunque oficialmente cae entre el 22 de diciembre y el 20 de marzo.

Clima en invierno en Holanda

No nos andaremos con rodeos, puesto que el invierno es la época más fría y oscura del año. Los días son más cortos, llegando a anochecer a las cuatro o cinco de la tarde en diciembre y enero.

Ya a finales de noviembre empieza a helar por las noches y son muchos los días en que te despiertas con niebla y/o heladas.

En invierno acostumbra además a nevar, aunque en los últimos años nieva cada vez menos.
El sol se deja ver poco, pero cuando lo hace es una gozada salir de paseo y que te de el aire fresco.

Durante el dia la temperatura suele rondar entre los 5 y los 10 grados y hay que ir sobretodo con mucho cuidado de no resbalar si han habido heladas. 

¿Qué ropa llevar en invierno?

Si visitas Holanda en invierno es recomendable venir con buenos abrigos de invierno, bufanda, guantes y gorro, y en caso de mucho frío, con ropa interior y leggings térmicos. Si nieva es recomendable llevar botas de nieve y en caso de heladas, calzado con suela antideslizante.

¡Mi consejo!

Existen varias maneras de hacer cara a los fríos y largos inviernos holandeses. Además de pasar muchas horas dentro de casa con la calefacción o la chimenea puesta, los holandeses usan botellas de agua caliente o mantas térmicas para calentar sus camas, visitan el solarium o la sauna para relajarse y se toman suplementos como la vitamina D, que compensan la falta del sol.

Cosas típicas del invierno en Holanda

El frío invierno, con sus heladas y días cortos, es el marco de una época muy especial para los holandeses, que disfrutan mucho de sus fiestas en familia.

Sinterklaas o San Nicolás

Antes de que llegue la Navidad en Holanda se celebra la fiesta de Sinterklaas, en la que San Nicolás, acompañado de sus ayudantes, reparte regalos a todos los niños que han sido buenos. Una celebración muy arraigada en los Países Bajos, llena de tradiciones y dulces especiales, que culmina el 5 de diciembre, durante la Pakjesavond (noche de los paquetes), el momento en que se abren los regalos.

Kerst o Navidad

La Navidad en Holanda se celebra al igual que otros países con la familia. Las casas son decoradas, se intercambian regalos y se come en familia de forma copiosa. En el menú navideño holandés no fallan los clásicos como el cocktail de gambas, la fondue o la raclette. Las calles son además engalanadas y en la mayoría de ciudades hay árboles de navidad, pistas de hielo y se celebran mercados navideños y otros eventos especiales.

Fin de año con fuegos artificiales

El fin de año se celebra en Holanda comiendo oliebollen (bolas de aceite frito) y lanzando cohetes y petardos. En algunas poblaciones es además típico el encender grandes hogeras de fuego, alrededor de las cuales se juntan sus habitantes para celebrar el fin de año.

A partir de las 12 de la noche del 31 de diciembre, el cielo holandés se llena de fuegos artificiales. Todo el mundo sale a la calle para tirar petardos o bien disfrutar del espectáculo con una copa de champán y una oliebol. Algunas ciudades como Róterdam organizan además sus propios espectáculos de pirotecnia para celebrar el Año Nuevo.

Elfstedentocht

Cada año a la que empiezan a congelarse los ríos y canales en Holanda, la pregunta que todo el mundo se hace es si este año se podrá celebrar el Elfstedentocht. La primera cursa del Elfstedentocht se celebró en 1909 y debido al cambio climático, no ha vuelto a producirse desde 1997.

El Elfstedentocht es probablemente el evento de invierno más esperado de Holanda. Una cursa que se hace por los canales y ríos congelados que comunican once ciudades de la provincia de Frisia, de ahí su nombre “la ruta de las once ciudades”. 200 kilómetros de pura valentía que ha llevado al Elfstedentocht a llamarse la carrera de las carreras (de tocht der tochten).

Platos típicos

El invierno es además época de comida y platos contundentes con los que entrar en calor. Desde un chocolate caliente (la marca predilecta de los holandeses es el Chocomel) hasta sopas, purés y estofados.

Algunos de los platos más típicos de la gastronomía holandesa, como el stamppot de boerenkool (puré de patatas y kale con una salchicha), hachee (estofado de carne) o erwtensoep (sopa de guisantes), son justamente perfectos para el invierno.

¿Sabías qué?

El puré de patatas o stamppot es sin duda el plato estrella de los hogares holandeses en invierno y conoce miles de combinaciones diferentes. Se puede hacer con boerenkool (kale), andijvie (endibia), zuurkool (chucrut), rode biet (remolacha), spruiten (coles de Bruselas)... y va muchas veces acompañado de una salchicha tipo rookworst o braadworst o bien con spekjes (trozos de tocino) y un poco de jugo.

Invierno en Holanda mes a mes

Si tienes planeado visitar los Países Bajos durante el invierno, te interesará saber cuáles son los eventos más importantes que tienen lugar en diciembre, enero y febrero.

Diciembre en Holanda

Diciembre es un mes centrado en la celebración de Sinterklaas y la Navidad. Son muchos los mercados y eventos navideños que se organizan durante este mes, destinados sobretodo al público infantil.

En diciembre se celebran además dos eventos muy especiales en Holanda, el de Dickens en Deventer y la Noche de las Velas en Gouda.

Para fin de año se compran todo tipo de fuegos artificiales, además de oliebollen (bollos fritos en aceite). Es un gran espectáculo cuando llega la medianoche y todo el mundo se echa a la calle a tirar petardos.

Enero en Holanda

El Año Nuevo se inicia en Holanda con el tradicional chapuzón de Año Nuevo en el Mar del Norte (Nieuwjaarsduik).

El día de Reyes no se celebra con regalos, sino que marca el momento en que la gente se deshace del árbol de navidad y quita la decoración navideña. 

Febrero en Holanda

En febrero son muchas las familias que aprovechando la semana blanca en las escuelas parten hacia los Alpes para ir a esquiar, un deporte que en Holanda tiene muchos seguidores.

En febrero tiene lugar también la fiesta del carnaval, que goza de gran popularidad en las regiones del sur de Holanda.

Fechas importantes
  • Sinterklaas (5 diciembre): la fiesta de los niños en Holanda, que reciben regalos de San Nicolás.
  • Navidad (25 y 26 de diciembre): en Holanda tienen dos días de fiesta por Navidad.
  • Oud en Nieuw (31 de diciembre y 1 de enero): fin de año se celebra en Holanda con grandes fuegos artificiales. Año nuevo es un dia festivo en Holanda.
  • Carnaval (febrero): las fiestas de Carnaval se celebran por todo lo alto sobretodo en el sur de Holanda.

Qué hacer en invierno en Holanda

Disfrutar del espíritu navideño, de la nieve y las pistas de hielo, quedarse a cobijo en un café con encanto, visitar museos o pasar un día en el spa. Si estás en Holanda en invierno, hay un seguido de cosas que no debes perderte. Estos son mis consejos para disfrutar del invierno como un local.

Visitar los mercadillos navideños

En diciembre se organizan todo tipo de mercados navideños en Holanda, los kerstmarkten o winter fairs. En ellos encontrarás todo tipo de productos decorativos para el hogar, además de productos artesanales e ideas para hacer de regalo. Mercadillos navideños como los de Maastricht o Dordrecht son muy bonitos de ver.

El pueblo de Valkenburg merece especial atención en este apartado, ya que en sus antiguas grutas y minas se organiza uno de los mercados navideños más espectaculares del país.

Otros eventos navideños muy adecuados para visitar en familia son el Sprookjeswinterland en el parque de atracciones de Enkhuizen, el Winter Village de Laren y el Openluchtmuseum de Arnhem.

Probar los dulces de navidad

Las fiestas navideñas en Holanda empiezan con los dulces de Sinterklaas: letras de chocolate, galletas de speculaas, pepernoten... un sinfín de delicias con las que los Holandeses reciben al bueno de San Nicolás.

De cara a la Navidad las tiendas se llenan de ricos feeststol (un pan navideño relleno de pasas y pasta de almendra), amandelstaaf (un dulce relleno de pasta de almendra), oliebollen (bollos de aceite para celebrar fin de año), galletitas de chocolate con formas de estrella... todo para celebrar la Navidad por todo lo alto.

Patinar sobre hielo

En invierno son muchas las pistas de patinaje sobre hielo que abren en las plazas de Holanda, sobretodo durante los mercados navideños. Una de las más conocidas es la pista de hielo en el Museumplein de Ámsterdam.

Pero lo más divertido sin duda es patinar sobre hielo natural, una tradición muy arraigada en Holanda. Eso si, es importante asegurarse que el hielo es lo suficiente espeso y profundo antes de ponerse a patinar (el mínimo son 15 cm de grosor). Aunque no ocurra a menudo, en ocasiones incluso los canales de Ámsterdam se convierten en pistas de patinaje improvisado: ¡un espectáculo sin igual que admiran tanto turistas como los propios habitantes!

¿Sabías qué?

Algo que todo holandés aprende de pequeño es a patinar sobre hielo, aprovechando los lagos y canales congelados. No es de extrañar que eventos como el Elfstedentocht gocen de mucha popularidad. Debido a la gran afición que hay a patinar sobre hielo, son muchos los holandeses que tienen patines de hielo en su casa.

Disfrutar de los festivales de luces

Ya a finales de noviembre se iluminan las calles de Holanda con las luces de navidad, dando calidez a las frías noches de invierno. Pero el punto álgido es sin duda el festival de luces de ciudades como Ámsterdam y La Haya. Por unas semanas es posible disfrutar de espectáculos lumínicos únicos, ya sea dando un paseo o en barco por los canales de Ámsterdam.

La Noche de las Velas en Gouda

Un evento especial que no debes perderte si tienes la oportunidad, es el de Gouda a la luz de las velas (Gouda bij Kaarslicht). A mediados de diciembre la ciudad quesera de Gouda se llena por un día de grupos de canto coral que ofrecen conciertos gratis y por la noche la ciudad pasa a ser iluminada por miles de velas y se enciende el árbol de navidad gigante de la plaza Markt.

Lee aquí más sobre Gouda y prepara tu visita.

Festival de Dickens de Deventer

Desde 1991 la ciudad de Deventer organiza un festival en su casco antiguo dedicado a los personajes de Dickens, el Dickens Festijn. El festival suele tener lugar el fin de semana previo a la navidad y es un evento muy concurrido (en el participan más de 950 personajes de Dickens!), que además coincide con todo tipo de mercadillos y eventos navideños.

¿Sabías qué?

El escritor inglés Dickens no estuvo nunca en Deventer y probablemente ni sabía de la existencia de esta ciudad. Pero la anticuaria Emmy Strik de Deventer, amante de todo lo que tiene que ver con Inglaterra y Dickens, fue quién inició esta fiesta, dándole vida a los personajes de A Christmas Carol y otros libros de Dickens.

WinterEfteling

La versión navideña del parque de atracciones Efteling es uno de los lugares más mágicos para pasar las Navidades en familia en Holanda. El parque de atracciones se convierte en un gran cuento de Navidad, que enamora tanto a pequeños como mayores.

Festival de esculturas de hielo

El Nederlands IJsbeelden Festival se celebra cada año en Zwolle y reúne a los mejores escultores de hielo. Admira figuras hechas de hielo de más de 6 metros de alto, deja que los niños se diviertan en la zona infantil y disfruta de una taza de café en la cafetería del festival.

Ir al spa

La mejor manera de relajarse y de escapar del frío en Holanda es haciendo una visita al spa. En Holanda hay muchos centros de bienestar y belleza, llamados spa o wellnescentra. Aquí puedes visitar la sauna, sumergirte en aguas térmicas, relajarte con un masaje o hacer un tratamiento de belleza. Dos de los centros wellness más conocidos en Holanda son Thermae 2000 y Thermen Busloo

Ten en cuenta que la mayoría de spas en holanda son nudistas y mixtos, aunque los hay que cuentan con días o momentos en los que se puede acudir con bañador.

Pasear por la playa

En los pocos días de sol de invierno, a los holandeses les encanta hacer una escapada a la playa y disfrutar de un paseo por las dunas; lo que ellos llaman “even lekker uitwaaien”. Luego para entrar en calor visitan alguno de los chiringuitos a pie de playa dónde se piden una taza de chocolate caliente, té o café y algo para picar. No te pierdas por ejemplo el Winter Lodge en la playa de Noordwijk.

Índice